Consejos Para Padres

IMPORTANCIA DE LA SOCIALIZACIÓN EN PRESCOLAR

Los procesos del desarrollo de socialización en el niño preescolar se estructuran desde temprana edad, comenzando primeramente con las relaciones que se dan en los ámbitos social, familiar y cultural a través de los cuales desarrollaran la socialización .

Los individuos aprenden conocimientos científicos, desarrollan sus potencialidades y habilidades necesarias para la participación adecuada en la vida social y su adaptación a las formas de comportamiento organizado de una sociedad.

Zigler y child 1 Definen la socialización como el proceso total por el cual un individuo desarrolla, mediante transacciones con otras personas, sus pautas específicas deconductas y de experiencias socialmente relevantes.

Entonces las relaciones sociales del niño son una de las dimensiones más importantes del desarrollo infantil, ya que su conducta esta modulada por la interrelación con los otros, y su conocimiento de si mismo lo va adquirir a travéz de la imagen que va recibir de los demás al interactuar con los diferentes agentes de socialización.

En un primer término la familia ya que es el primer agente socializador con el que el niño tiene contacto, en segundo termino la escuela en la cual se relaciona con sus pares y adultos y tendrá la oportunidad de interactuar con los mismos , mediante juegos, actividades decolaboración, trabajo en equipo etc. Esto le permitirá interiorizar normas y valores que le ayudaran a formar su personalidad, regular su conducta, y construir su identidad.

Por oto lado Paker 2 menciona que las relaciones positivas de compañerismo tienen un papel significativo en el desarrollo social de los niños.

Por ello el maestro debe promover cuidados emocionales y físicos, ayudando a los niños a organizar su comportamiento, creando un ambiente agradable, trabajando con libertad, confianza, interacción social y creando relaciones vinculantes positivas, emocionalmente cálidas en situaciones de aprendizaje, que conlleve a un comportamiento constructivo en un proceso de maduracion.

Las relaciones sociales infantiles suponen interacción y coordinación de los intereses mutuos, en las que el niño adquiere pautas de comportamiento social a través de los juegos, especialmente dentro de lo que se conoce como su ‘grupo de pares’ (niños de la misma edad y aproximadamente el mismo estatus social, con los que comparte tiempo, espacio físico y actividades comunes). De esta manera pasan, desde los años previos a su escolarización (desde la etapa preescolar) hasta su adolescencia, por sistemas sociales progresivamente más sofisticados que influirán en sus valores y en su comportamiento futuro. La transición hacia el mundo social adulto es apoyada por los fenómenos de liderazgo dentro del grupo de iguales, donde se atribuyen roles distintos a los diferentes miembros en función de su fuerza o debilidad. Además, el niño aprende a sentir la necesidad de comportarse de forma cooperativa, a conseguir objetivos colectivos y a resolver conflictos entre individuos. La conformidad (acatamiento de las normas del grupo social) con este grupo de pares alcanzará su cuota máxima cuando el niño llegue a la pubertad, a los 12 años aproximadamente, y nunca desaparecerá del comportamiento social del individuo, aunque sus manifestaciones entre los adultos sean menos obvias.

Los miembros de los grupos de pares cambian con la edad, tendiendo a ser homogéneos (del mismo sexo, de la misma zona) antes de la adolescencia. Después pasan a depender más de las relaciones de intereses y valores compartidos, formándose grupos más heterogéneos.

Por otro lado analizaremos, que entre mayor interacción, relaciones sociales o socialización tengan nuestros hijos (as), con sus grupos pares;  se convertirán en personas más seguras y extrovertidas.  Ayudando por tanto la SOCIALIZACIÓN a contrarrestar la TIMIDEZ o limitación o defecto del carácter que impide el desarrollo armónico del yo y que en las personas que la padecen se manifiesta por una inseguridad ante los demás, una torpeza o incapacidad para afrontar y resolver las relaciones sociales.

Lo que caracteriza a la timidez es la perturbación afectiva refleja a la presencia de los demás como un mecanismo de defensa del yo. Sus orígenes son complejos; puede provenir de una actitud hereditaria, pero en la mayor parte de los casos es la consecuencia de un defecto de socialización  (carencia de socialización o de interacción) debido a un medio insuficiente o excesivamente protector. Pese a que la timidez y el complejo o sentimiento de inferioridad suelen aparecer asociados, se trata de fenómenos independientes, aunque ambos surgen por las mismas causas. La timidez se manifiesta en todos los campos de la actividad: física, intelectual y sentimental. El niño tímido, en general, se presenta con un aire de cortedad, con una actitud vacilante y un carácter nervioso no activo (palpitaciones, temblores, enrojecimiento repentino). Con frecuencia desarrolla un comportamiento autoritario como modo de compensar sus propios miedos.

De lo anterior desprendemos que la socialización va muy ligada a establecer buenas y sanas relaciones interpersonales; así que la timidez en muchos casos podría deberse a problemas de socialización o de interacción ausente o escasa en los niños y niñas.  Es fundamental que el padre – madre de familia, ayude a formar la personalidad de su hijo (a),  para encaminarlos hacia el éxito.    En gran parte los padres de familia, tenemos en nuestras manos el poder de crear hijos éxitos, es tiempo ya de empezar a trabajar en la construcción de una personalidad definida en los niños y niñas.
 

IDENTIFICAR A LOS NIÑOS SUPERDOTADOS

¿Cómo se puede saber si un niño es superdotado?

Hay dos maneras principales de determinar si un niño es superdotado: observando características y conductas, así como mediante pruebas. No existe ninguna definición de superdotación y, a menudo, los niños superdotados están mal diagnosticados con trastornos como el ADHD. Los recursos aquí presentes le ayudarán a aprender a identificar a los niños superdotados. Encontrará rasgos de los niños superdotados, incluyendo la sensibilidad emocional, así como las diferentes definiciones de "superdotado". También encontrará información sobre la realización de pruebas a los niños superdotados.

  • Características
  • Desarrollo e hitos del desarrollo
  • Problemas en la identificación
  • pruebas


Características

A menudo se reconoce a los niños superdotados por sus rasgos y conductas característicos. Desde su excelente memoria a su sensibilidad emocional, pasando por su "furor" por aprender o su capacidad para aprender rápidamente, los niños superdotados destacan frente a los otros niños. Conocer y entender estos rasgos es el primer paso para reconocer a estos niños.

  •    Características de los niños superdotados
  •    Características de niños prodigio
  •    Señales de prodigiosidad en infantes
  •    Bebés prodigio

¿Qué es un niño prodigio?

Quienes obtienen grandes resultados, estudiantes prodigio y pensadores creativos
Cuadro comparativo de quienes obtienen grandes resultados
La súper sensibilidad de Dabrowski

Desarrollo e hitos del desarrollo

Todos los niños se desarrollan de casi la misma forma, pero para los niños prodigio hay algunas diferencias. Por un lado, los niños prodigio tienden a alcanzar hitos de desarrollo antes. Por otro lado, mientras otros niños se desarrollan física, emocional y cognitivamente con casi el mismo ritmo, el desarrollo de los niños prodigio es desparejo, o asíncrono.

  • Desarrollo asíncrono
  • Hitos de desarrollo - Tres meses o cinco años
  • Niños superdotados y el desarrollo del lenguaje
  • Teoría de la desintegración positiva de Dabrowski (Desarrollo moral).

Problemas en la identificación

Identificar niños superdotados no siempre es fácil. Algunas personas creen que no existe algo así como los niños superdotados, mientras que otros creen que todos los niños son superdotados. Los expertos, por supuesto, creen que sólo un cierto porcentaje de la población es superdotada, pero no acuerdan en cómo identificarlos o siquiera qué es un niño superdotado.

  •    Diferentes perspectivas sobre el término superdotado
  •    Una respuesta al comentario de "Todos los niños son superdotados"
  •    Creando niños superdotados - ¿Naturaleza o educación?


pruebas

¿Hacer o no la prueba? Esa es la pregunta que muchos padres se hacen sobre su potencial hijo superdotado. No siempre es necesario para un niño ser evaluado pero cuando lo es, necesitas saber que tipos de evaluación deberían ser realizados. También deberías saber quien debería hacerlo así como que significan los resultados de la pruebas.
 

HABLAR DE SEXO CON TUS HIJOS

Existe algún truco para hablar de sexo con los niños
 
Más tarde o más temprano, tus hijos empezarán a hacer preguntas sobre sexo. Algunos padres creen que, cuando llegue el momento, dar información sobre el tema será fácil, que todo será una cuestión de ponerse a hablar. Todo parece muy fácil, pero cuando llega la hora de la charla, seguramente en la mayoría de los casos, parecerá más complicado, tratándose de niños. Por eso, es importante prepararse para hablar de educación sexual, es importante comunicar con naturalidad, afectividad y asertividad. Si estás cohibido, cortado o avergonzado, tus hijos lo notarán.
 
¿Existe algún truco para hablar de sexo con los niños?
¿Es posible hacer más fácil la charla sobre educación sexual?
 
Pues sí. El truco estar en mantenerse firme, jamás inventar o mentir, no evadirse de la pregunta y no contestar más de lo que tu hijo pregunte. Lo ideal es hablarle de sexo a cuentagotas, es decir, en la medida de su curiosidad, sus conocimientos previos sobre el tema y según la edad que tenga. Para averiguar qué grado de información tiene y cuál es el que necesita, empieza por hacerle tú las preguntas. En función de sus respuestas, te darás cuenta de lo que sabe y de lo debes contarle para satisfacer su curiosidad.
 
Es conveniente empezar a hablar de sexo con tu hijo desde el momento en que él comience a conocer su cuerpo y a nombrarlo. Para los niños es muy importante que cada parte de su cuerpo tenga un nombre y no un "apodo". Si se habla de cabeza es cabeza, de mano es mano, de pene es pene, de nalga es nalga y así siempre. Evita dar otros nombres a los órganos genitales para que el niño no se sienta confundido. Otra ventaja de charlar con los hijos sobre sexo es aumentar la intimidad y la afectividad entre ambos, abrir caminos para que se pueda discutir en casa sobre todo y dar al niño la seguridad de que piense que "voy a preguntar a papá y a mamá porque ellos siempre me contestan".
 
Las preguntas de los niños sobre el sexo
 
Éstas son algunas de las preguntas que los niños hacen a los padres y algunas sugerencias de respuestas, que pueden servirte de orientación:
 
¿Por qué soy distinto a mí hermanita?
A partir de los dos años y, en algunos casos hasta antes, los niños y niñas notarán sus diferencias al descubrir sus propios cuerpos. En este caso, es recomendable decirle que un niño es distinto de una niña igual que los hombres son distintos de las mujeres. Para un niño pequeño, esta respuesta es suficiente.
 
¿De donde nací yo?
Esta es una pregunta que suelen hacer los niños a partir de los cuatro años de edad. Los niños saben que las frutas vienen del mercado, que las galletas vienen del supermercado, y los juguetes de las tiendas, y por eso quieren saber de dónde han venido. En este caso, limítate a decir que él vino de los papás.
 
¿Por qué los niños hacen pis de pie y las niñas sentadas?
Es lo mismo que preguntar por qué los niños cambian el pañal por los calzoncillos y las niñas por las braguitas o por qué los niños tienen pene y las niñas no. Explica el concepto de la diferencia, que los niños y las niñas son distintos físicamente y que también se diferencian en la forma de vestir. Para los niños es fácil hacer pis de pie debido a la forma de su pene. En cambio, las niñas como no tienen pene, están más cómodas sentadas. 
 
¿Cómo salí de dentro de tu barriga?
Dependiendo de la edad que tenga el niño, la respuesta debe ser dada de una forma más o menos clara. Si el niño es muy pequeño, limítate a decir que él salió de la barriga y nada más. Pero si con eso el niño no se siente satisfecho y notas que puede entender porque ya es un poco mayor, dile que él salió por uno de los tres agujeritos que tienen las mujeres. Uno es para salir la caquita, el otro para orinar, y el otro para salir el bebé. Con eso, seguramente, el niño se sentirá satisfecho y no te preguntará nada más. Más importante qué responder a tu hijo cuando surjan las preguntas sobre la sexualidad, es la actitud que tendrás al contestarlas. El tono de la voz, la seguridad en las informaciones, el hecho de estar o no tranquila, es captado por el niño en forma de información.
 

ESTRÉS INFANTIL

FACTORES QUE LO ORIGINAN
 
´El estrés infantil´, con la Dra. Lupe Maestre en Confidencias. | Amelia Villanueva
 
El estrés en los niños y niñas es un problema que con el tiempo ha ido en aumento, con serias consecuencias en el entorno familiar, y desde ya constituye una gran preocupación para los padres y madres, y la sociedad.
 
¿Qué situaciones en la vida de un niño o niña contribuyen o agravan el estrés en ellos?
Diversos especialistas identifican tres factores fundamentales ubicados en el contexto familiar, en la escuela, y en su entorno social.
 
En el primer caso, en el ámbito familiar, muchas veces las discusiones entre los padres, ser partícipes de violencia intrafamiliar, el divorcio o la pérdida de uno de los dos, así como el abuso sexual en el hogar, contribuirán a ahondar la crisis emocional en los niños y niñas.
 
Dentro del contexto escolar, tener bajo rendimiento en las notas, ser blanco de burlas entre sus compañeros o víctima de bullying, no cumplir con las tareas, llegar tarde al colegio, ser humillado por los profesores en el aula, o ser cambiado de colegio, también agravará el estrés infantil.
 
Finalmente, el entorno social en el que se mueve el niño y la niña serán la causa para presentar ciertos niveles de estrés. Por ejemplo, perderse en la calle, ser obligado a vender en forma ambulatoria, mudarse de domicilio y dejar a sus amigos del barrio en el que vivía por otros que no sabe cómo lo recibirán, hablar en público, ir al dentista o al hospital, entre otros.
 
La sobrecarga de actividades entre la casa y la escuela, las demandas y exigencias de sus mayores, no sentirse a gusto y no saber cómo expresar lo que siente, puede llevarlos a altos niveles de estrés.
 
¿Cómo sobrellevar esta situación en los chicos y chicas?
Es importante que los padres y madres, así como los tutores y profesores en la escuela, observen el comportamiento de los niños y las niñas y averigüen por qué se comportan diferentes o qué es lo que les ocurre. De no ser detectado a tiempo las consecuencias pueden ser que lleguen a trastornos de pánico y fobia social.
 
 

ANOREXIA EN NIÑOS Y NIÑAS

La anorexia es un grave trastorno de la Conducta Alimentaria.
 
La anorexia es un trastorno de la alimentación que se caracteriza porque el niño, aunque tenga apetito, se niega a comer. Los niños y niñas con anorexia tienen inapetencia, sin una razón aparente.
 
Las personas con anorexia están obsesionadas por ser delgadas. No quieren comer y tienen miedo de aumentar de peso. Tienen una imagen completamente diferente y disconforme de si misma.
 
Pueden estar continuamente preocupadas por cuántas calorías ingieren y por cuánta grasa tiene lo que comen. Pueden tomar tabletas para dieta, laxantes o diuréticos para bajar de peso.
 
Pueden hacer demasiado ejercicio.
 
Los anoréxicos usualmente piensan que están gordos a pesar de que están muy delgados. Las personas con anorexia pueden llegar a estar tan delgadas que pueden parecer como que están enfermas.
 
Causas de la anorexia en los niños
 
Este grave trastorno de la conducta alimentaria tiene tres tipos de causas:
 
1- Psicológicas- sobre todo cuando hay una relación conflictiva con la madre o cuando la madre o algúna otra persona de la familia también es anoréxica. Los niños suelen imitar estas conductas.
2- Orgánica- debido a una enfermedad subyacente que provoca inapetencia. En este caso, hay que identificar y curar esta enfermedad.
3- Funcional- una alteración en el desarrollo del hábito alimentario. Los malos hábitos de alimentación pueden llevar a los niños a la anorexia.
 
Tratamiento de la anorexia
 
Reeducación de los hábitos alimentarios del niño. Y en los demás casos, consulta a un médico especialista. Los Trastornos de la Conducta Alimentaria de grado clínico o cerca de convertirse en comportamientos extremos requieren ser atendidos por un agrupo do profesionalos preferiblemente con experiencia.
 
El tratamiento más duradero y efectivo para los Trastornos de la Conducta Alimentaria es alguna forma de psicoterapia con atención médica maneto nutricional.
 
Idealmente este tratamiento debe ser individualizado y variar de acuerdo a la severidad del desorden y de los problemas particulares, necesidades y capacidades del paciente y su familia.
 
El tratamiento típico se basa en el paciente pero también incluyen terapias individuales, de grupo y de familia. Medicamentos psiquiátricos, grupos de apoyo, o terapias informativas sobre nutrición son tratamientos adjuntos que pueden ser beneficiosos para algunos pacientes.
 
La hospitalización se recomienda cuando el Trastorno de la Conducta Alimentaria ha causado problemas físicos que pueden poner en peligro la vida de la persona o cuando Trastorno de la Conducta Alimentaria está asociado con severas disfunciones psicológicas o de la conducta.
 
En algunos casos el tratamiento puede convertirse en una larga y costosa batalla. A veces, a pesar de los mejores esfuerzos, el tratamiento podría resultar no exitoso.
 
En estos casos los individuos se mantienen crónicamente sintomáticos o aún más trágico la muerte puede ocurrir como resultado del daño físico o psicológico. Por esta razón el mejor tratamiento implica la prevención de estas complicaciones.
 
Prevenir los Trastorno de la Conducta Alimentaria como la Anorexia
 
Informarte lo más posible sobre la anorexia. La poca información puede llevar a evaluaciones o comportamientos erróneos relacionados al comer, la figura y los Trastorno de la Conducta Alimentaria.
Hay que desalentar la idea errónea de que una dieta en particular o llegar a tener un peso y talla particular lleva automaticamente a la felicidad y a la plenitud.
 
Si crees que su hijo o hija padece de Trastorno de la Conducta Alimentaria expresa tu preocupación de una manera franca y cuidadosa. Sutilmente pero con firmeza busque ayuda profesional.